Noticias

Trabajo en equipo en el sector inmobiliario

Cuando la meta es grande, mejor juntos que por separado. Porque más vale poder comer ambos que no poder comer ninguno. Estas frases con la que se abre este breve artículo resumen perfectamente su contenido y, si no las entiendes y asumes, es porque quizás tengas un problema de exceso de individualismo, lo que a priori puede parecerte positivo cuando estamos en fase de vacas gordas pero que sin dudas es un lastre para los siguiente siete años de vacas flacas.

El trabajo en equipo, además de mejorar la probabilidad de obtener éxito, acorta los tiempos para alcanzar los objetivos propuestos a alcanzar por el grupo, siempre que se cuente con una verdadera filosofía de cooperación. El trabajo en equipo potencia las habilidades de cada integrante multiplicándolas por el efecto beneficioso e influencia de las personas que te rodean y colaboran contigo. Para todo ello se ha de cultivar el sentido del compañerismo y de pertenencia al grupo, a la tribu, lo que se consigue trabajando en las 5Cs.

Complementariedad

Un equipo funciona de manera correcta y multiplica sus resultados cuando los perfiles se complementan (y las personas, individualmente, saben gestionar positivamente esa complementariedad, no convirtiéndola en una fuente de competencia interna).

Comunicación

Un equipo necesita comunicarse de manera continua y transparente. Y ambas variables son necesarias, de nada sirve una comunicación transparente si no se produce de manera frecuente. Y de nada sirve una comunicación frecuente (y menos excesivamente frecuente) si no es honesta y transparente.

Coordinación

La complementariedad de los miembros del equipo entra en pleno funcionamiento cuando hay una buena coordinación en las funciones que cada persona debe cumplir dentro del equipo de trabajo, que estarán en función de sus propias habilidades. Sin coordinación un equipo pasa a ser lo que coloquialmente podemos llamar como ejército de Pancho Villa.

Confianza

Es imposible que un equipo funcione si cada miembro no se siente seguro y en confianza, con las espaldas cubiertas, por el resto de personas que conforman el grupo. Esa confianza mutua que se construye en el devenir de la historia del equipo es esencial para que, a través de la coordinación de la complementariedad, que se alcanza con una buena comunicación, es indispensable para el éxito de nuestros objetivos.

Compromiso

Y, por último, ninguna de las anteriores 4 Cs mencionadas tiene ningún efecto positivo en el trabajo en equipo si no hay un compromiso honesto y absoluto de cada una de las personas del equipo, no solo ya para con los objetivos a alcanzar sino para con el resto de personas que integran nuestra tribu.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *